jueves, 2 de julio de 2015

Las 18 rutinas que todo buen director creativo sigue a rajatabla

Dirigir un equipo no es fácil, y menos cuando se trata de un equipo creativo donde las ideas deben ser compartidas, el lenguaje debe ser universal y es muy necesario el feedback constructivo. De los errores se aprende, pero siempre es mucho mejor no llegar a cometerlos. Claves como dar ejemplo a sus trabajadores, estar abierto a sugerencias, apoyar el trabajo o algo de organización pueden marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso de una agencia.
Por ello, AdWeek ha publicado una lista con las 18 claves que todo director creativo debe seguir y tener en mente si quiere ser un buen líder sin perder de vista los objetivos.
1. Fije los estándares creativos y los objetivos de manera que todo el mundo los entienda
La gente necesita saber qué objetivos se persiguen y qué es lo que se espera obtener de ellos. Es necesario ser claro con las expectativas y ejemplos, especialmente si lo que se pretende es producir un cambio y mejorar el trabajo.

2. Sea accesible y próximo
Cuando un director creativo se incorpora a una empresa, ya existe un equipo de personas que trabajan de una manera específica y se encuentran ansiosos y nerviosos por saber qué nuevas líneas se van a tomar.
3. Averigüe lo que piensa su equipo sobre el trabajo y pida sugerencias para mejorarlo
El director desea saber cuáles son las impresiones de su equipo, y el equipo si su jefe está dispuesto a escuchar sus sugerencias. Así que apreciarán que se les escuche y de esta manera, podrá saber si comparten los mismos estándares.
4. Cree una cultura de compromiso honesto
Permita que cualquier empleado a cualquier nivel pueda hablar, expresar una idea o una opinión sobre el trabajo. La última decisión es del director pero si la gente siente que puede ser honesta mejorará la cultura empresarial.
5. Sea específico y constructivo cuando revise el trabajo
Un buen director ofrece un feedback útil que pueda analizar cuáles son los puntos débiles, qué es lo que falla en el trabajo. Sugerir ángulos diferentes, perspectivas nuevas o direcciones es una buena manera de guiar al equipo.
6. Haga el trabajo usted mismo
Aunque esta premisa tiene un doble riesgo. Si hace el trabajo se arriesga a competir con su equipo y por otro lado, respetarán su opinión sobre el trabajo si saben que todavía puede hacerlo.
7. Dé a la gente oportunidades justas, pero deshágase de los lastres
Si a pesar de haber seguido todos los pasos anteriores todavía hay gente en su equipo que no hace un buen trabajo o por lo menos no hace el que le brindaría el éxito a su agencia, deshágase de ellos.
8. Contrate a gente mejor que usted
Algunos directores son reacios a esta premisa bien por inseguridad o por ego. Sin embargo, usted va a ser evaluado de puertas para afuera según el nivel de talento que sea capaz de atraer a su agencia y sobre todo retener.
9. Sea capaz de salvar el trabajo, pero no intente no hacerlo
No debería resolver los problemas en el último minuto pero por si acaso ocurre, asegúrese de conocer la situación por completo. No busque la oportunidad para hacerlo, pero esté ahí cuando se le necesite.
10. Atribúyase la culpa, no la gloria
Si da el visto bueno a un trabajo debe permanecer en esa posición hasta el final incluso si resulta un fracaso. Si es así, asuma la culpa. En caso de éxito, reconozca el mérito de aquellos que han hecho el trabajo.
11. Invierta su tiempo en convertir el trabajo bueno en excelente
Intentar convertir un trabajo de un 3 a un 4 es una pérdida de tiempo, ya que aunque sea mejor, no será lo suficientemente bueno. Por lo tanto, céntrese en convertir un trabajo de 9 en uno de 10.
12. Cree una competición sana
Un poco de competición entre los trabajadores puede ser bueno ya que puede ser una forma de usarlo como inspiración y motivación que desemboque en mejores ideas.
13. Permanezca a un lado
Deje espacio a sus creativos. Una vez fijados los objetivos y líneas generales y saben que se les ha dado responsabilidad, déjelos trabajar. Si permanece próximo y accesible serán ellos los que contacten con usted cuando lo necesiten.
14. Sepa que cada uno es diferente
Todo el mundo piensa, conceptualiza y genera ideas utilizando diferentes aproximaciones. Aprenda cómo sus equipos trabajan y crean de manera que pueda ayudarlos pero también utilizar su talento de la mejor manera.
15. No acepte el caos como norma
Muchos departamentos creativos y agencias se excusan en el hecho de que el proceso creativo es de por sí caótico. Pero entregar briefs demasiado tarde o cambiar las cosas en el último momento son cosas que pueden evitarse con algo de planificación.
16. Tenga un buen creative manager
Reclute y retenga a alguien realmente bueno en organizar el trabajo del equipo para que su trabajo no se vuelva excesivamente administrativo y pueda centrarse en el trabajo, ideas y ejecución.
17. No agobie a la gente
Permita a sus trabajadores tomarse unas vacaciones o tener fines de semana libres. Reponer fuerzas y apartarse por unos días del estrés del trabajo hace que se encuentren nuevas fuentes de inspiración lo que llevará a una mayor productividad.
18. Sea amable y generoso
La gente creativa puede ser frágil así que sea amable y generoso.