lunes, 1 de junio de 2015

Inbound Marketing – ¿Qué es y para qué sirve?

¿Es posible atraer clientes a una página web o un blog de una forma natural, orgánica y no invasiva? ¿Se puede crear un canal propio e independiente para captar usuarios que tengan interés en tus productos? ¿Es posible acompañar a los clientes potenciales a través del ciclo de compra para que estén más preparados y receptivos a la hora de recibir una oferta?

La repuesta a estas preguntas es un rotundo SÍ y la solución es una técnica, o mejor dicho, un conjunto de metodologías de marketing online conocida como Inbound Marketing. ¿¡Cómo!? ¿Que no sabes lo que es? Pues mira…

El origen del Inbound Marketing
El concepto de Inbound Marketing (o Mercadotecnia de atracción) fue creado hace ya más de 10 años por Brian Halligan, cofundador y CEO de la prestigiosa compañía estadounidense de marketing online Hubspot. Pero en verdad no fue hasta el 2009 cuando este concepto se hizo famoso y se popularizó gracias al libro Inbound Marketing: Get Found Using Google, Social Media, and Blogs, del propio Halligan, Dharmesh Shah y David Meerman Scott.


En los últimos 5 años, el Inbound Marketing se ha extendido por todo el mundo y por todo Internet, siendo utilizado por muchísimas empresas, de todo tipo de sectores y tamaños. Lo que no es de extrañar, ya que es una buena forma de atraer a los clientes de manera natural, con argumentos y sin molestar al usuario.

En definitiva, el Inbound Marketing se basa en un sistema que sería lo contrario a la típica publicidad de siempre, basada en el envío de mensajes directos mientras el usuario consulta otros contenidos, sin que se lo espere ni mucho menos lo haya solicitado. Por eso es normal que (y sobre todo por Internet) la clásica publicidad se tome como algo molesto e intrusivo.

3 elementos clave
Para que una campaña de Inbound Marketing se haga de forma completamente correcta hay que tener en cuenta 3 elementos fundamentales. Toma nota. :-)

1) Un blog con contenido de calidad
Ésta es la pieza crucial sobre la que se basa todo el proceso de “atracción”. Porque son los contenidos de un blog los que aportan valor a una determinada audiencia de lectores que se van a convertir en futuros clientes.

Contenido de calidad en un blog

La gracia de esto es que los contenidos sean originales, interesantes, de calidad y relacionados de alguna forma con el producto o servicio que pretendes vender o promocionar.

Sin duda la práctica de muchos bloggers ha demostrado que el blog es un canal ideal para publicar contenidos de calidad y que de verdad aporten valor añadido. Porque se trata de un medio muy conocido y al alcance de cualquiera donde se pueden publicar artículos con gráficos, fotos y vídeos en orden cronológico.

Lógicamente, para aumentar la visibilidad de los contenidos de un blog también se utilizan otros canales como las redes sociales u otras webs y blogs que tengan una temática similar.

2) Atracción de tráfico
Para conseguir atraer tráfico a nuestro blog, el Inbound Marketing utiliza una serie de técnicas combinadas y sincronizadas.

Atracción de tráfico

Por regla general en esta fase se suelen utilizar técnicas de posicionamiento web en los buscadores de forma natural (SEO), y para ello se usan mucho la creación de landings pages o páginas de aterrizajes.

Al fin y al cabo, la idea es que Google traiga visitas que ya estén interesadas en la temática del blog o en lo que se promocione en las landing pages creadas.

3) Automatización
En este proceso llamado de automatización, una parte de los usuarios anónimos que han visitado la web o blog dejan sus datos personales (como el nombre, el email, teléfono, etc.) en un formulario normal y corriente a cambio de una serie de contenidos que suelen ser de “mayor nivel” que el contenido que puedes ofrecer en los artículos del blog: guías, eBooks, infografías, comparativas de productos, etc.

Automatización

Por regla general durante este proceso se va analizando y monitorizando el comportamiento del usuario para saber en qué se puede mejorar y qué se le puede ofrecer en el siguiente paso. De esta forma se va “acompañando” al posible cliente por lo que sería un “embudo” o ciclo de compra, mediante el envío de emails recordatorios y con más contenido de calidad.

Al final el objetivo es preparar o “madurar” al usuario para tener más posibilidades de que acepte las ofertas o promociones que se le vayan a ofrecer en un momento dado. Incluso, se puede llegar a un trato más “personal” haciéndole una llamada o acordando alguna cita en persona.

Como ves, el Inbound Marketing es una metodología compleja, que implica mucho trabajo y el uso de diversas técnicas, por lo que siempre es recomendable recurrir a empresas especializadas en Inbound Marketing que te puedan asesorar y sobre todo garantizar el éxito de una campaña de este tipo.

Los beneficios del Inbound Marketing
El principal beneficio de usar estrategias de Inbound Marketing es conseguir más clientes potenciales y aumentar el porcentaje de los que pasan a ser clientes reales. Es decir, que el objetivo final es conseguir más ventas de productos o servicios.

Pero lo mejor es que estarás creando tu propio canal publicitario y de captación, sin depender de intermediarios como los clásicos medios publicitarios (radio, televisión, prensa escrita, etc.) que son tan caros y por eso no son tan rentables.

Así que el Inbound Marketing se convierte en una forma perfecta de aprovechar el gran potencial del marketing digital, que está en expansión constante para mejorar la rentabilidad de cualquier empresa o negocio, aumentado el tráfico a una web con usuarios “de calidad” y acompañando a los clientes durante todo el ciclo de compra.

Un artículo escrito por Ruben Alonso