miércoles, 15 de abril de 2015

Por qué un poco de “autobombo” nunca está de más en las agencias: 10 soberbios ejemplos

Las agencias de publicidad derrochan verborrea a la hora de vender las bondades de sus clientes, pero cuando tienen que hacer “autobombo” de su propio negocio se muestran sorprendentemente tímidas.
Pero, ¿por qué tienen las agencias tanta alergia al “autobombo”? ¿Por qué son tan pudorosas a la hora de venderse a sí mismas? Quizás creen que no lo necesitan o lo que es peor, que no saben hacerlo.
Y eso que David Ogilvy, el padre de la publicidad moderna, era un auténtico maestro del “autobombo”. “Si no puedes anunciarte a ti mismo, ¿cómo esperas poder anunciar cualquier otra cosa?”, aseguraba el legendario publicitario británico.

Aunque la excelencia no abunda en el universo del “autobombo” publicitario, a continuación, y de la mano de HubSpot, recogemos 10 anuncios de agencias de publicidad que tuvieron la osadía de anunciarse a sí mismas de manera absolutamente desvergonzada (y genial):
1. Ogilvy & Mather (1972)
1
2. N. W. Ayer & Son Advertising (1937)
2
3. J. Walter Thompson (1917)
3
4. Young & Rubicam (1930)
4
5. McCann Erickson Croacia
5
6. DDB (años 60)
6
7. John St. (2011)
8. Fields Comunicação (2011)
8
9. Brunner
9
10. Concept Farm (2013)
10