jueves, 21 de febrero de 2013

Google podría expandir su negocio abriendo sus propias Tiendas offline


El gigante de internet tiene previsto descender al mundo de los mortales y ofrecer sus productos en establecimientos físicos, que figurarán bajo la marca Google. Estas nuevas tiendas estarán ubicadas en grandes áreas comerciales, distribuidas por varias ciudades norteamericanas.

Con esta iniciativa la empresa pretende acercar sus productos al público, en general favoreciendo con ello que los prueben, superar la barrera que supone el comercio online; consiguiendo así aumentar su demanda y, por extensión, preparar el camino de entrada para dar la bienvenida a su producto estrella: las tan deseadas Google Glasses.

Aunque desde la compañía no ha habido ningún pronunciamiento oficial, fuentes cercanas han informado al medio digital 9to5Google.com, que la empresa tiene la intención de aterrizar físicamente con motivo de la próxima temporada navideña.

De este modo, los de Mountain View pasarían a competir cara a cara en el mercado tecnológico con Apple y Microsoft, quienes ya disponen de venta física de sus productos, las cuales le reportan una alta rentabilidad. Hasta el momento, únicamente contaban con espacios propios en tiendas como Pc World, Best Buy o algunos aeropuertos norteamericanos; aunque especialmente dirigidos a la venta de sus ordenadores Chromebook. Parace ser que por fin podremos pisar suelo exclusivamente Google.

Este paso ya se hacía necesario, sobretodo dado el inminente lanzamiento de las gafas de realidad aumentada. Un producto que sin duda causará mucha expectación, y que los usuarios querrán tener entre las manos y comprobar por sí mismos su funcionamiento antes de comprar. Está previsto que las Google Glasses lleguen al público en 2014, con un precio que oscilará entre los 500 y los 1.000 dólares (entre los 373 y 747 euros).

Además, el objetivo de estas nuevas tiendas podría servir para comenzar a establecer una red comercial para la venta de otros dispositivos como tablets y smartphones de la propia compañía, ofreciendo a la vez al igual que Apple, un espacio de atención personalizada para todos sus clientes. La gran ventaja de las tiendas de Google será que los usuarios podrán probar los productos antes de decidirse a comprarlos. Lo que favorecerá su adquisición, así como la difusión del resto de la amplia gama de productos que firma esta gran empresa.

Aunque en caso de confirmarse este ambicioso proyecto y a pesar de que las primeras tiendas serían abiertas solo en EE.UU, una experiencia positiva podría expandir este negocio a otras regiones del mundo como Europa y países como Inglaterra o España.

¿Qué te parece esta iniciativa de Google? ¿Favorecerá el aumento del consumo de sus productos? ¿qué es lo primero que comprarías en una tienda Google?