miércoles, 11 de noviembre de 2015

10 tendencias de los social media y las redes sociales que las marcas no deberían perder de vista

Las redes sociales se han convertido en una parte muy importante de la estrategia de marketing digital de las empresas, pero lo cierto es que habitualmente todas las compañías se centran en los mismos puntos y en las mismas realidades para establecer qué hacer y qué no hacer cuando se analiza el papel de la firma en el universo social.
A pesar de ello, existen ciertas tendencias emergentes que están cambiando el panorama de lo que importa y lo que no en redes sociales y que están formando parte ya de la agenda de las empresas más innovadoras. Estas tendencias son, por así decirlo, las que las compañías en general están descuidando más, aunque no deberían hacerlo. En Simply Measured han realizado un estudio para detectar cuáles son esas tendencias que existen y están emergiendo pero que las empresas están en general perdiendo de vista.

Usar las redes sociales para hacer SEO
Como apuntan en el informe, las marcas que están a la última ya están dirigiendo sus esfuerzos en redes sociales a una estrategia SEO. ¿Por qué lo están haciendo? En realidad, porque no hacerlo es, aunque se esté dejando un tanto apartado, un error bastante importante.
Los buscadores, y especialmente Google, están dando cada vez más importancia a la información que reciben desde las redes sociales para establecer cuáles son las páginas más relevantes sobre un tema. Los retuits que recibe un contenido son ya un elemento que puede influir a la hora de que este se posicione más o menos arriba en los resultados de búsqueda. De hecho, como recuerdan, uno de los factures cruciales que Google ya tiene en cuenta a la hora de establecer quiénes son más o menos relevantes es el mirar cuantos linkbacks recibe el contenido en redes sociales.
Es el momento de apostar por un nuevo tipo de publicidad
O, como señalan, los anuncios nativos e interactivos están en pleno despegue y las marcas tiene que empezar a invertir en ellos. Poco importa el tipo de marca que se sea y por tanto la idea es tanto de interés para las marcas B2B como B2C: estos formatos publicitarios están empezando a tener muy buena acogida y están siendo empleados por las compañías early adopters. Los anuncios interactivos obligan a los consumidores a responder y dar feedback. Los nativos crear conexiones naturales entre consumidores y marcas.
Las madres son un mercado al alza en redes sociales
Las madres se han convertido en usuarias activas en los entornos social media y lo son además de una forma que las marcas pueden capitalizar. Las madres contemporáneas están usando las redes sociales para pedir y ofrecer consejos a otras madres y estas herramientas se han convertido por tanto en un flujo de información de consumo.
Los servicios de streaming permiten obtener muchos datos
Los servicios de streaming acaban de aparecer no hace mucho en el panorama de las redes sociales, pero a pesar de su juventud ya han conseguido ofrecer algo que las marcas suelen buscar allá donde van. Estos servicios ya tienen métricas y cada vez permiten acceder a más información sobre los usuarios. Su información ya es equivalente a la que Facebook o YouTube están ofreciendo sobre los consumidores de sus vídeos, con el plus de que estos vídeos ofrecen el incentivo del tiempo real.
Las animaciones no son solo una curiosidad
A los usuarios les encantan los gifs y las animaciones, pero lo cierto es que esto no debe quedarse como simplemente un dato curioso y sobre todo no se debe confiar en simplemente las animaciones que están circulando por la red. No hay que emplear solo los gifs de los demás, lo que hará a la empresa diferente y más llamativa es tener animaciones propias. No es tan complicado. Como apuntan en el informe, cada vez más herramientas que permiten crear animaciones.
El contenido de usar y tirar está emergiendo
Los contenidos no tienen que permanecer en el tiempo y no tienen todos que asegurarse una larga permanencia, como si estuviesen llamados a ser obras maestras de la literatura universal. De hecho, una de las áreas en las que se está produciendo un elevado crecimiento es, según recuerdan en el estudio, el contenido con fecha de caducidad. Aplicaciones como Snapchat están creciendo muy rápido en lo que a usuarios se refiere (aunque entre ciertos grupos de población) y además están apareciendo muchas copias. Las marcas tienen por ello que entrar también en ese juego.
Las redes sociales ya no son ajenas a las ventas
Se puede caer en la tentación de pensar que las ventas no están influenciadas por las redes sociales ya que el nexo de unión entre unas y otras no es tan aparente y claro como el que se puede encontrar en otros elementos. Sin embargo, las redes sociales ya son un peso muy importante para empujar las ventas.
Las estadísticas así lo demuestran. Una de Statista apunta que a finales de año las ventas sociales tendrán un valor mundial de 30.000 millones de dólares y otra de Internet Retailers señala que aquellas compañías que han hecho un esfuerzo por posicionarse en redes sociales han logrado también ver como subían sus ventas.
Los podcasts son la nueva moda
Los podcasts se han convertido en una tendencia emergente en los últimos meses y los internautas están cada vez más dedicados a su consumo. Por una parte, las condiciones técnicas hacen que sea más fácil que nunca acceder al contenido. Por otra parte, la variedad de contenidos es cada vez mayor. Pero aunque la oferta es cada vez más variada, pocas son las marcas que están aprovechando el tirón de estos contenidos. Las marcas no están anunciándose aún en podcasts de forma masiva y no están tampoco creando sus propios contenidos. La oportunidad está ahí para quien quiera cogerla.
Las principales firmas del mercado están cada vez más lanzadas como epicentro del consumo
O, como señalan en el informe, la tendencia one-stop-shop sigue al alza. Las firmas del sector quieren ser el lugar al que recurren los consumidores para todas aquellas cosas que implican redes sociales, móvil y tecnología, lo que les lleva no solo a ser los dueños de todo lo que toca esas áreas (Facebook tiene las cuatro apps más descargadas) sino también a crear nuevos productos que les permitan controlar todo el proceso.
Pero aún quedan retos: el ROI sigue siendo escurridizo
Aunque las redes sociales son cada vez más importantes, lo cierto es que la situación sigue siendo un poco complicada en algunas áreas. Para las empresas, medir el ROI de sus esfuerzos en esta área es aún complicado y complejo y no saben cuáles son las métricas más eficientes para ello.