miércoles, 1 de abril de 2015

Competencia, contenido y contexto: las 3 C que llevarán en volandas a las marcas en el futuro

La gestión de las marcas mudará de piel en los próximos años para convertirse en mucho más rápida, ágil y flexible. En el futuro las marcas deberán “casarse” con la creciente velocidad de los tiempos en los que se desenvuelven para conectar adecuadamente con el consumidor. Esta es la principal conclusión de un reciente estudio llevado a cabo en Alemania por la agencia de publicidad Greyy la empresa de investigación de mercados TNS Infratest.
En el futuro inmediato las marcas deberán regirse, según Grey y TNS Infratest, por las siguientes 3C si no quieren naufragar en su camino hacia el corazón del consumidor:
1. Competencia
Las marcas del futuro deberán ser más competitivas que nunca para no dejarse hundir por sus rivales. En su lucha contra unos competidores que serán cada vez más fuertes y numerosos, las marcas deberán demostrar rendimiento, relevancia y diferenciación. Sin estos tres elementos a su vera, tienen muchas papeletas para zozobrar.

2. Contenido
Las marcas deberán pertrecharse de branded content verdaderamente relevante para la audiencia para mantenerse a flote.
3. Contexto
El “branded context” será el inseparable compañero de fatigas del branded content en el futuro. Echando mano del “branded context” las marcas podrán integrarse sin fisuras en el día a día del consumidor.
Los “marketeros” más jóvenes son los que, de acuerdo con el informe de Grey y TNS Infratest, prestan más atención al diálogo entre marcas y consumidores. Eso sí, la calidad del diálogo es mucho más importante que la cantidad de ese diálogo a ojos de los “marketeros”. No en vano, la inversión en “diálogos de calidad”puede ayudar a dar fuelle a la relevancia y la preferencia de las marcas.