miércoles, 24 de septiembre de 2014

6 actitudes que le ayudarán a volver a enamorarse del marketing

El marketing es algo complejo. Muchos son los que afirman que en el marketing hay que tener la comprensión de un psicólogo, el ingenio de un humorista, la resistencia de un atleta y una capacidad camaleónica para adaptarse. El marketing como vocación puede ser realmente satisfactorio, pero si hemos llegado de rebote al sector del marketing o simplemente su relación con el marketing ha perdido la magia, aquí se muestran seis técnicas para que vuelva a cogerle el gusto a esto del marketing:
1. Sea amable
El mundo del marketing es en muchas ocasiones una “olla a presión” en la que es fácil sucumbir a la insensibilidad. Por esto debemos fomentar el trabajo en equipo y apoyarnos en la comunidad de compañeros que tenemos para reducir las presiones ocasionadas por el trabajo,
2. Nunca dejar de aprender

Debemos tener una mente abierta para poder identificar los diferentes puntos de vista que nos plantea el trabajo. No se trata de ser un experto en todas las materias sino que escojamos un tema concreto que realmente nos guste e interese y ampliemos nuestros conocimientos sobre él.
3. Sea un maestro
No importa si estamos en nuestro primer empleo o nuestro currículum ocupa varias páginas: en el sector del marketing todo el mundo tiene algo que enseñar y aportar.
4. Esté dispuesto a decir “no sé”
En muchas ocasiones no hablamos de un tema por vergüenza a decir que no tenemos ni idea del mismo. Este es un grave error. Como ya hemos visto en otros puntos tenemos que estar dispuestos a escuchar y aprender por lo que tenemos que empezar por aprender a decir “no sé”.
5. Sea valiente
El marketing no suele recompensar el asumir riesgos pero ¿vamos a dejar de hacerlo por miedo? Nunca debemos dejar de probar cosas nuevas y más en su sector que se encuentra en constante evolución.
6. Juege
La tecnología nos ofrece continuamente nuevas herramientas que nos permiten explorar nuestra creatividad por lo que debemos aprender a “jugar” con ellas y ver que pueden ofrecernos.